Mensajes sobre el tema: encuentros

Noticias


Consulta todo lo que ha ocurrido o va a ocurrir en Telefónica Flagship Store: eventos, talleres, conferencias, promociones y sorteos.

Publicado el por

Encuentros Mujeres a Seguir

LOGO MAS Mujeres a Seguir

Mas1

Desvirtualizando a Laura Baena, Boticaria García e Irene Milleiro

Si no pudiste asistir al primer encuentro #SomosMAS, aquí tienes los vídeos de las charlas

Es probable que te sientas una malamadre, hayas leído sus consejos sobre salud y nutrición, y hayas firmado o incluso iniciado alguna petición en Change.org. Las lectoras de MAS que fueron lo suficientemente rápidas como para reservar uno de los asientos del Auditorio del Telefónica Flagship Store tuvieron también la oportunidad de escuchar en directo a las protagonistas de estas iniciativas en el primer encuentro #SomosMAS, Mujeres que mueven las redes. Ellas son Laura Baena, fundadora del Club de Malasmadres; Marián García, más conocida como Boticaria García, e Irene Milleiro, directora para Europa de Change.org.

Abrieron el fuego las dos primeras, que explicaron cómo las redes sociales cambiaron sus vidas, dándoles un impulso en lo personal y lo profesional. En internet fue también donde se conocieron y donde se fraguó su amistad. Han crecido juntas, pero no revueltas, y así, entre risas, quitándose la palabra la una a la otra, y sacando mensajes y fotos del baúl de los recuerdos online, nos los contaron. En las redes Laura encontró una vía para expresar su desazón cuando, tras convertirse en madre, se dio cuenta de que la realidad no se corresponde con lo que nos han contado, y de que seguir teniendo vida y carrera, además de niños, no resulta sencillo. Lo que empezó como un desahogo personal se convirtió en poco tiempo en un movimiento. “Ese sentimiento individual conectó con  una necesidad social, de ahí nació esa comunidad”, explicó. Marián nos contó cómo "cambiar el escaparate de la farmacia de su pueblo por el escaparate de internet" le hado la oportunidad de amplificar el mensaje de salud que le interesa, buscando contrarrestar los nocivos efectos del médico más consultado (y a menudo peor informado) del mundo: “el doctor Google”.

Irene habló de cómo internet  ha dado un impulso al activismo ciudadano, devolviendo la voz a las personas y dándoles las herramientas para intentar resolver los problemas que les afectan.  “El objetivo de Change.org no es ganar campañas. Ni siquiera cambiar las cosas. Es hacer que la gente no se sienta impotente”, aseguró. También compartió con nosotros las historias de algunas de las mujeres que han utilizado la plataforma para hacer del mundo un lugar mejor. No para ellas mismas, sino para todos.

Tras sus charlas, nos tomamos una New Yorker Beer y estuvimos conversando con ellas.

 

 

Leer mensaje completo